Home / Madrid / Dormir bien en el embarazo: todo lo que necesitas saber – Mujeres

Dormir bien en el embarazo: todo lo que necesitas saber – Mujeres

El embarazo es una de las etapas más bonitas de la vida de una mujer, pero también acarrea ciertos malestares que pueden acabar con su paciencia. Uno de ellos es la falta de un descanso reparador.

Y es que a medida que el embarazo avanza, surgen calambres en piernas y espalda, necesidad de orinar más a menudo, mayor ritmo cardíaco y hasta acidez o estreñimiento. Por eso es fundamental buscar aquellos elementos que minimicen todas estas situaciones.

Para ello, la clave es comenzar con una cama confortable, que permita a la madre adaptarse a medida que crece su vientre y evite dolores innecesarios. Y para conseguirlo es fundamental disponer de un colchón de calidad, como un colchón viscoelástico.

Un descanso adaptado a las fases del embarazo

Hay que diferenciar los tres trimestres que recorre un embarazo, ya que las circunstancias son distintas. Saber cuáles son las problemáticas principales en cada etapa ayudará a conseguir las soluciones más prácticas y eficaces para conseguir un descanso reparador.

Los tres primeros meses son fundamentales para lograr un buen hábito de descanso. Y es que es cuando el cuerpo de la mujer comienza a cambiar, por lo que es necesario crear rutinas saludables para asegurar un sueño adecuado.

Es una etapa de cambios hormonales y físicos más que evidentes, por lo que el cuerpo se irá adaptando de la mejor forma posible a ellos. El insomnio es recurrente, siendo uno de los principales problemas de la mujer embarazada.

Para superarlo con éxito, y disponer de una buena rutina de descanso para el resto del embarazo, es recomendable evitar bebidas con cafeína. También cenar con bastante tiempo de antelación antes de acostarse, permitiendo que la digestión no sea un obstáculo más en el descanso.

El segundo y tercer trimestre deben ser una continuación de los hábitos de descanso establecidos en el primero. Los cambios físicos serán más abruptos, por lo que acostumbrarse a una buena postura para dormir desde buen principio es fundamental.

Con el cambio físico producido durante el embarazo, los dolores en el cuerpo se harán más molestos. Son muchas las futuras madres que buscan un colchón para el dolor de espalda para mejorar en la medida de lo posible la sujeción y apoyo durante las horas de sueño.

Durante la noche, puede que el bebé se mueva dentro del vientre. Esto te hará despertar, haciendo más complicado un descanso continuo. También, el estrés y la ansiedad en las últimas semanas antes del parto pueden hacer que cueste sumirse mejor en un sueño profundo.

Consejos para un descanso reparador

Con tal de minimizar el impacto que tiene un embarazo en el descanso de la mujer, hay algunos pequeños gestos y detalles que ayudarán a conciliar mejor el sueño.

Algunos de nuestros consejos son:

  • Márcate horarios y rutinas diarias, ayudando a que el cuerpo se acostumbre a un ritmo que le ayude a saber cuándo debe descansar.
  • Evita las bebidas que contengan cafeína a partir de media tarde. También las cenas pesadas antes de echarse en la cama.
  • Procura relajarte antes de ir a dormir, evitando el uso de teléfonos móviles y televisores. La lectura de un libro o un baño son buenas opciones.
  • Minimiza el tiempo que dedicas al sueño durante el día, para llegar a la noche con el cansancio suficiente para dormir del tirón.
  • Realiza ejercicios suaves y estiramientos, quemando energía y adaptando al cuerpo al peso que poco a poco va sumándose.

Hay que tener en cuenta que cada embarazo es un mundo, y las circunstancias de cada mujer son diferentes. Por ello, lo primero es conocerse a sí misma y aquellas cosas que te van bien para conciliar el sueño.

¿Cuál es la mejor postura para dormir embarazada?

Adoptar una buena postura para dormir embarazada es fundamental. Teniendo en cuenta que el vientre crecerá, acostumbrarse desde el principio a dormir de lado ayudará a adaptarse de cara a los meses de embarazo posteriores.

La mejor postura, recomendada por expertos en embarazos y en la maternidad, es dormir sobre el lado izquierdo. Esta postura ayudará a una mejor circulación de la sangre al útero y reducirá la retención de líquidos al trabajar mejor los riñones.

Cuando el dolor de espalda aparezca, también puedes utilizar una almohada adicional y colocarla entre las piernas, ayudando a que la columna vertebral se mantenga recta. Junto a un colchón matrimonial, en el que tengas suficiente espacio para moverte, dispondrás de toda la comodidad que necesitan tus músculos y huesos.

Source link

Puede interesarte

La Policía libera a 6 mujeres encerradas y explotadas laboralmente en un taller de Carabanchel

Agentes de la Policía Nacional han liberado hoy miércoles a seis mujeres que permanecían encerradas …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *